Nuestro patio está ubicado en un edificio histórico, antaño destinado al Colegio de San Bernardino, que se fundó en 1569. En el intervinieron El Greco, que pinta por encargo el retablo de San Bernardino de Siena, patrón de la institución y su hijo, el arquitecto Jorge Manuel Theotocópuli, que diseña, en 1612 la portada que se puede ver actualmente y da acceso al edificio y a nuestro patio.

El escultor Alonso Sánchez realizó la estatua de San Bernardino que aún se conserva en el centro del patio.

A pesar del tiempo transcurrido sigue conservando su estructura y características por lo que disfrutar de nuestra gastronomía en este patio, acondicionado para cualquier época del año, puede considerarse un lujo